Culture

Amor de perdición- La historia trágica de un amor imposible
3 décembre, 2019 / ,

Amor de Perdición es el libro escrito por Camilo Castelo Branco, en 1862, que narra el amor trágico de dos jóvenes. La obra, basada en hechos reales, fue escrita cuando Camilo estaba preso y vivía también un amor prohibido.

Es una de las novelas más famosas de la literatura portuguesa. El libro ha sido traducido a varios idiomas y adaptado cuatro veces para el cine, teniendo una de las versiones  la autoría del famoso realizador Manoel de Oliveira. Amor de Perdición  es también el nombre de la explanada donde se encuentra ubicado el Centro Portugués de fotografía, antigua Cadeia da Relação (Cárcel y Tribunal) de Oporto. Fue en este edificio en el que Camilo Castelo Branco, detenido en espera del juicio por adulterio, escribió su obra más famosa. El nombre de la explanada es, así, un homenaje a este famoso libro.

Camilo Castelo Branco había sido acusado de adulterio: se enamoró de Ana Plácido cuyo marido lo descubrió y procesó a los dos amantes por adulterio. Ambos fueron detenidos, juzgados y más tarde absueltos. Posteriormente se casaron, pero no vivieron felices para siempre. Camilo se suicidó en el 1890 y los últimos años de su vida estuvieron marcados por la ceguera y la enfermedad. Durante su encarcelamiento, el escritor comprobó los registros de la cárcel, pormenores de una historia que le había sido contada por familiares: el de su tío Simão Botelho, preso y condenado al exilio por haber asesinado a un rival en una relación amorosa.

Fue a partir de estos hechos que Camilo escribió la historia de Simão y Teresa, hijos de familias rivales de Viseu. Una pasión prohibida, que recuerda la de Romeo y Julieta, y cuyo desenlace no fue feliz. Teresa debía casarse con un primo, Baltasar Coutinho, pero su amor por Simão la llevó a rechazar al pretendiente. Herido, Baltasar convenció al padre de su amada para enviarla al convento de Monchique, en Oporto. Para su información, referimos que el edificio del convento, aunque muy degradado, aún existe.

Desesperado, Simão esperó a su rival en al salida de la ciudad de Viseu y lo mató de un tiro. Se entregó a las autoridades y quedó preso en la Cadeia da Relação de Oporto, hasta ser condenado al exilio en la India. En el camino, y al pasar el barco junto al Convento, aún divisó la silueta de su amada, que vería morir instantes después, consumida por la tristeza. Al conocer la muerte de Teresa, Simão murió también. El tío de Camilo no tuvo un final trágico, llegó al exilio donde vivió. Pero la historia de un amor trágico quedó inmortalizada para siempre en las páginas del libro.

Le Messager, de IRENE VILAR
13 février, 2019 / ,

Une statue plantée au bord de la rivière qui apporte de l’espoir à la ville de Porto

Irene Vilar est née à Matosinhos en 1930 et est propriétaire d’une vaste œuvre plastique répartie dans de nombreux pays comme l’Allemagne, l’Afrique du Sud, le Brésil, la Belgique, les Pays-Bas et Macao. Distinguée tout au long de sa vie par plusieurs prix, l’artiste s’est affirmée dans divers domaines tels que la sculpture, la numismatique, les médailles et la peinture. C’est environ cinq décennies de production et d’affirmation artistique qui lui ont valu plusieurs prix et distinctions.

Dès son plus jeune âge, l’artiste est très liée à Foz do Douro, où elle vit dès l’âge de 19 ans et où elle installe son atelier.

L’une de ses œuvres les plus emblématiques est sans aucun doute “O Mensageiro (Le Messager). La sculpture en bronze, l’un de ses matériaux de prédilection, de nature expressionniste, marque majestueusement les rives du Douro, au bord du Cais de Sobreiras, au cœur de l’estuaire du Douro.

Inauguré en 2001, « O Mensageiro », ou « O Anjo » comme l’appellent les habitants de Porto, a apporté, selon l’auteur, « le bon espoir à la ville de Porto ». C’est peut-être pour cela que c’est devenu presque un lieu de culte, où les gens déposent des fleurs et des bougies à leurs pieds.

Irene Vilar est décédée à l’âge de 77 ans en 2008.