Jardin

Plaza Dr. Francisco Sá Carneiro – Un jardín para vivir el otoño en Oporto
4 diciembre, 2017 /

Es uno de los espacios verdes más recientes de la ciudad y uno de los más tranquilos, a pesar de todo el movimiento alrededor.

Situado en la zona de las Antas y rodeado de varios cafés ideales para un desayuno en familia, este jardín fue construido en 1948. Inicialmente era designado como Jardín de la Plaza Velásquez (pintor español, 1599-1660), nombre por el cual aún es conocido por los portuenses mayores de edad.

Su nombre actual – Plaza del Dr. Francisco Sá Carneiro –  homenajea al ex Primer Ministro portugués, nacido en Oporto en julio de 1934 y fallecido el 4 de diciembre de 1980, en un accidente de aviación cerca de Lisboa.

Este jardín de forma circular tiene una escultura alusiva al político. Con un amplio espacio para caminar, correr o andar en bicicleta, posee también lugares con sombra y bancos que invitan al descanso.

El antiguo estadio del FC Porto (Estadio de las Antas, entretanto demolido) estaba allí muy cerca, por lo que en días de partidos de fútbol era uno de los locales más concurridos de la ciudad.

En el tercer sábado de cada mes este jardín recibe la Feria de Antigüedades y artículos de segunda mano

STCP: 300, 301, 305, 401, 402, 805, 806 y 8M

 

Jardín de la Plaza de la República
17 octubre, 2017 /

De campo militar a lugar de ocio

El nombre oficial de este espacio es Jardín de Teófilo Braga, pero este jardín, situado en el centro de la ciudad, es más conocido como Plaza de la República. Fue campo de entrenamiento militar y sólo en 1915 vendría a ser un jardín público.

Cuando fue inicialmente construido, en 1790, tenía como objetivo ser un campo para ejercicios militares del Cuartel de Santo Ovidio, un edificio que aún hoy existe. Este lugar fue también escenario de momentos históricos, como la Revolución Liberal de 1820, el 31 de enero de 1891 (primer intento de implantación de la República) y el 25 de abril de 1974.

Es un jardín rectangular, flanqueado por flores de tilo y robles, con canteros de césped y palmeras. Con bancos de madera para aprovechar la sombra, este jardín se destaca también por las esculturas que lo adornan: Baco, de Teixeira Lopes, Padre Américo, de Henrique Moreira y la República, de Bruno Marques, que señala el centenario de la implantación de la República.

Cómo llegar: STCP: 202, 304, 502 y 600

Parque da Cidade
10 julio, 2017 /

La tranquilidad del campo junto a la playa

Es el mayor parque urbano del país, con 83 hectáreas, y una localización privilegiada junto al mar. EL Parque de la Ciudad es el local ideal para pasear, hacer ejercicio o relajarse en compañía de un buen libro o hasta para realizar una leve comida, aprovechando una de sus sombras.

Una vasta extensión de vegetación que se extiende hasta el Océano Atlántico, con lagos, senderos para caminar, correr o andar en bicicleta y varias especies de árboles y aves. El Parque de la Ciudad es un espacio agradable, perfecto para los paseos en familia o para pasar largas horas de tranquilidad y frescura en días de calor.

Diseñado por el arquitecto paisajista Sidónio Pardal, la primera fase de la obra se completó en 1993 y su inauguración tuvo lugar en 2002. Los muros y los suelos de piedra crean un ambiente rústico y el acceso directo a la playa contribuye a una conexión sin igual entre el campo y el mar que hace que este espacio sea aún más apetecible.

El Parque de la Ciudad acoge también el Centro de Educación Ambiental.

Horario: hasta el 30 de septiembre, todos los días 8h00 – 24h00

Quinta de Bonjóia
26 junio, 2017 /

Un oasis de tranquilidad

 

Dominado por una casa rural del siglo XVIII, la Finca de Bonjóia es un amplio espacio en la zona oriental de la ciudad ideal para relajarse y pasear con la familia.

Con una superficie de casi 40.000 m², destaca la casa rural de la Finca proyectada por Nicolau Nasoni, arquitecto responsable de la Torre de los Clérigos. Aunque el edificio principal nunca fue finalizado, éste es un edificio clasificado como monumento protegido de interés público.

El declive del terreno permite disfrutar de una vista privilegiada sobre el nivel ajardinado y también sobre el Valle de Campanhã, enmarcado por el río Duero. Los jardines y el bosque que constituyen la finca invitan pasar unas horas inolvidables.

Además de ser un espacio muy agradable para pasear y relajarse, la Finca de Bonjóia recibe también actividades tan variadas como clases de Tai Chi, mercados dedicados a la agricultura biológica o distintos tipos de talleres.

 

Calle de Bonjóia, 185, Oporto

Parque de São Roque
8 mayo, 2017 /

Un jardín romántico en la parte oriental de la ciudad.

Son más de cuatro hectáreas de espacio al aire libre, ideales para pasear en familia y hacer deporte, pero también para “viajar en el tiempo” y descubrir escenarios idílicos del siglo XVIII.

La casa data del siglo XVIII y el jardín que lo rodea refleja el gusto de la época. Construido en varios niveles, tiene rincones que nos trasladan a otras épocas, como una fuente de hierro forjado, un lago con una gruta o un mirador circular. El bosque de eucaliptos, los minaretes y los manantiales crean una atmósfera que invita a la relajación y a disfrutar de la tranquilidad. Sin embargo, uno de sus lugares más interesantes es un laberinto de setos.Paro

Pertenece al Ayuntamiento de Oporto desde 1979 y abrió al público en los años 90; durante este período colocaron diversas esculturas y se reconstruyó una capilla que existía en otra zona de la ciudad.

 

Informaciones útiles:
Rua de S. Roque da Lameira, 2040

Horario: 8h00 – 20h00

Entrada gratuita

Autobuses: 55, 69, 70, 800, 801, 700

Jardín – Paseo de las Virtudes
23 abril, 2017 /

Un mirador para descubrir

Un jardín que también es un local privilegiado para disfrutar las vistas hacia el río, hasta la Barra de la Foz del Duero. Construido en terrazas, alberga también una fuente que es Monumento Nacional.

El jardín, ubicado en las traseras del Palacio de la Justicia, es muy buscado por el paisaje, pero es también un local para pasear y para relajarse al final del día, recibiendo frecuentemente varias actividades de animación durante la primera y verano.

En este jardín existe el árbol más grande de la especie  Ginkgo Balboa existente en Portugal, con alrededor de 35 metros. Otro punto de interés es la escultura “Cuatro caballeros del Apocalipsis” de la autoría de Gustavo Bastos.

Imperdible es también la Fuente de las  Virtudes, construida en 1619 y también conocida como Fuente del Río Frío, ya que era abastecida por un río (que fue entubado) y que desembocaba junto al local donde ahora está el edificio de la Alfandega. El agua salía por dos  carrancas de piedra. Arriba son visibles las armas reales, así como escudetes y siete castillos.

Quinta del Covelo
14 marzo, 2017 /

Aire puro y espacio de ocio

El espacio, datado del siglo XIII, fue donado al Ayuntamiento de Oporto para que allí fuese construido un hospital. La obra nunca avanzó, pero la Quinta del Covelo es hoy un lugar ideal para respirar aire puro y practicar deporte.

Este espacio con casi 8 hectáreas de extensión es uno de los locales preferidos por muchos portuenses para correr, montar en bicicleta o para entretener a los más pequeños, ya que posee un parque infantil además de su vasta área.

La quinta perteneció a un noble, que más tarde la vendió  al comerciante Manuel José do Covelo, que le dio el nombre actual. Cambió de dueño nuevamente en los años 30 del siglo XIX y terminó en las manos de la autarquía, para que allí fuera construido un hospital para tuberculosos.

La obra nunca fue concretizada y el vasto espacio ajardinado, con pinos y alcornoques, alberga actualmente un espacio que invita al ocio, con cafetería, pista de dirty-jump/BTT y un  Centro de Educación Ambiental.

Rua de Faria Guimarães/Rua do Bolama, Oporto
Horarios:

Parque 7:00/20:00H todos los días
Parque Infantil: 10:00/20:00H todos los días
Como llegar: STCP: 204 y 603

Rotonda de la Boavista – Un marco en el paisaje
19 febrero, 2017 /

En una de las zonas más concurridas de la ciudad, este es un espacio de tranquilidad, pero también de diversión en ocasiones especiales.

El Monumento a los Héroes de la Guerra Peninsular, colocado en el centro del jardín, es un punto de referencia en la ciudad, que puede ser avistado de lejos. Pero el Jardín de la Plaza Mouzinho de Albuquerque, vulgarmente designada como Rotonda de la  Boavista, es también un local de ocio hace muchas décadas.

El jardín, datado de inicios del siglo XX, fue creado en torno del monumento, un proyecto del escultor Alves de Sousa y del arquitecto Marques da Silva.  Es formado por una columna de granito de 45 metros de altitud, teniendo en el tope un león peninsular abatiendo un águila napoleónica. En la base están esculturas de soldados.

Antes de la construcción del jardín, este era un local donde se hacían ferias, pero también corridas de toros  o carreras de  bicicletas. Una tradición que se mantiene, ya que la Rotonda de la  Boavista continua recibiendo carruseles y otros equipos de diversión en varias ocasiones, como por ejemplo en Navidad o en San Juan.

Camelias, liquidámbares y tilias son algunas de las especies existentes, pero el gran destaque son las centenarias palmeras de California, clasificadas de interés público.