Un monumento, más de 40 años para construirlo

Un monumento, más de 40 años para construirlo

Destinado a recordar el Centenario de las Guerras Peninsulares, el monumento situado en el centro de la Plaza Mouzinho de Albuquerque  (Rotonda de Boavista) empezó a construirse durante la Monarquía, pero no se finalizó hasta más de 40 años después, ya durante la República.

La idea de rendir homenaje a la manera como las tropas y el pueblo del norte derrotaron al ejército de Napoleón –simbolizados en el modo en que el león se impone al águila imperial- surgió en 1908. La primera piedra fue colocada en el 1909, por D. Manuel II, que se convertiría en el último rey portugués. Para este proyecto se convocó un concurso, pero el vencedor no se conoció hasta el 1911, cuando Portugal ya era una República.

El arquitecto Marques da Silva y el escultor Alves de Sousa fueron los escogidos para una obra que finalizaría después de la muerte de ambos. Alves de Sousa falleció en 1922 y Marques da Silva que hizo todo cuanto estuvo en su mano para que la construcción se concluyera, acabaría también por morir, en 1947, sin que el monumento hubiese sido inaugurado.  Pasó a manos de su hija y de su yerno, y ya con la contribución de los escultores Henrique Moreira y Sousa Caldas, este exlibris de la ciudad se finalizaría. Se inauguró el 27 de mayo de 1952.

Fuente: O Tripeiro, 7ª serie, Año XXVIII, Número 5 – Mayo 2009

(Visited 117 times, 1 visits today)
6 junio, 2018 / ,
Comments

Comments are closed here.

Publicidad
Instagram #heyporto
No images found!
Try some other hashtag or username
(Português) Subscreva a nossa newsletter!