Avenida Rodrigues de Freitas

Avenida Rodrigues de Freitas

Un paseo por la historia de Oporto

 

Una extensa avenida llena de historias y edificios históricos, es también uno de los lugares más interesantes de la nueva dinámica de la ciudad. Merece la pena explorarla y descubrir una arteria donde la tradición y la innovación conviven armoniosamente.

Cuando se accede desde la Calle Entreparedes se observa como los edificios antiguos se han convertido en lugares agradables para picar o relajarse. A la izquierda, el Jardín de San Lázaro, el primer jardín público de la ciudad, es también un lugar para disfrutar de sus árboles centenarios y esculturas únicas. Al otro lado de la calle, el edificio del Colegio de Nuestra Señora de la Buena Esperanza se destaca por sus líneas arquitectónicas. Edificado en 1724, comenzó siendo un orfanato femenino, pasando a ser un colegio privado en la segunda mitad del siglo XX. Junto a este, una iglesia cuya autoría se atribuye a Nicolau Nasoni, construida sobre un antiguo hospital de leprosos.

Un poco más adelante, se encuentra la Biblioteca Municipal, ubicada en el antiguo Hospital del Convento de Santo Antonio de la Ciudad, un edificio del siglo XVIII. Además de su excepcional expolio bibliográfico y documental, también tiene un elevado interés arquitectónico, destacando sus claustros y los azulejos retirados de distintos conventos y monasterios.

Caminando a través de sus aceras hay distintas tiendas tradicionales y marmolistas, que por su proximidad con el Cementerio del Prado del Reposo, se instalaron en esta avenida para fabricar las lápidas y los ornamentos para las tumbas.

Durante el paseo también se encontrará con el edificio de la Facultad de Bellas Artes de la Universidad de Oporto que se ubicó, en la primera mitad del siglo XX, en una antigua mansión que perteneció a un comerciante que hizo fortuna en Brasil. En el interior hay obras de algunos de sus más notables alumnos, como Soares dos Reis. La existencia de esta facultad creó una cierta atmósfera bohemia en esta zona de la ciudad, ya que sus estudiantes frecuentaban los cafés y las tiendas adyacentes.

En frente, el Palacio del Vizconde de Gândara es otro ejemplo de la importancia que tuvo esta calle en el pasado. La arquitectura de las viviendas allí situadas merece una especial atención: son casas de varios pisos, con imponentes escaleras interiores y claraboyas; muchas de ellas poseen, en la parte posterior, jardines con fuentes, estanques e invernaderos. Las casas de los números 192, 194, 200 y 204 están clasificadas como bienes de interés público.

 

El bulevar termina en el Largo Soares dos Reis, que también tiene dos puntos de interés: además del histórico cementerio Prado do Repouso, también se destaca el Museo Militar, que llegó a albergar una prisión destinada a presos políticos.

(Visited 2.181 times, 1 visits today)
8 mayo, 2017 /
Comments

Comments are closed here.

Publicidad
Instagram #heyporto
No images found!
Try some other hashtag or username
(Português) Subscreva a nossa newsletter!